English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Dutch películas un link Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

lunes, 27 de enero de 2014

Breve Resumen de la Crisis Economica Española





No se usted qué le viene a la mente cuando escucha esa frase tan famosa: “La Crisis Económica Española”, a mí se me ocurrió una niña caprichosa jugando con  pompas de jabón, pues la crisis es básicamente una historia de burbujas y caprichos desde mi punto de vista.

Las pompas, conocidas como burbujas especulativas las tenemos de todos los tamaños y variedad, pero si algo sabemos es que esas burbujas tienen una historia, y es que el presente se construye sobre el pasado, con esto me refiero que la crisis mundial de 2008 es la consecuencia de una serie de hechos anteriores todos relacionados. Para entender la crisis de 2008 tenemos que trasladarnos a la primera burbuja en explotar, que la tenemos en el año 2000 con la caída en bolsa de las empresas “.com” provocando una crisis económica que luego se vería intensificada por los atentados del 11S. Como respuesta a la crisis en España se emplea una política monetaria expansiva, para aumentar la oferta monetaria mediante una reducción del tipo de interés y una mayor facilidad prestataria surgiendo un cada vez mayor numero de hipotecas subprime (alto riesgo).

Debido a la política monetaria expansiva, las facilidades prestatarias y la aceleración económica, España experimenta una expansión de la industria inmobiliaria y constructora, el llamado “Boom” del ladrillo. Esta expansión de la industria inmobiliaria atrae a especuladores con un único propósito, adquirir un bien inmueble con la intención de revenderlo a un precio mayor en el futuro próximo, llegando al punto de que más del 92% de los créditos hipotecarios son con intenciones inversoras frente al 8% que forman las que constituyen un hogar, este porcentaje es la principal causa del aumento la deuda privada, ya que empresas y familias se suman a la idea de que el precio de la vivienda nunca baja.



El incremento astronómico y continuado del precio de la vivienda, lleva unida un incremento del Euribor bancario que a su vez incrementa los intereses de la deuda privada y agrava la pública, aunque esta se mantendrá estable hasta el año 2008.



Sin embargo, no todo son malas noticias, el PIB desde el año 2002 hasta el 2007 crecerá aproximadamente un 2% situando a la economía Española entre las primeras de Europa, y el desempleo disminuirá progresivamente a tasas históricamente bajas del 8% hasta el año 2007, gracias al ladrillo y al abaratamiento de los contratos por la reforma laboral del 2002. 




Paremos un momento en el año 2006, buen año para reflexionar, aquí el PIB español es uno de los primeros de Europa, pero… ¿Es posible que el precio de la vivienda se hubiera duplicado en menos de 5 años y los sueldos se mantuvieran iguales? La respuesta es SI, gracias a las entidades financieras y a sus hipotecas subprime, hipotecas a 30 años que no solo financiabas la casa si no un coche nuevo, la comunión de tu hijo y por supuesto un viaje a Eurodisney. Por que el precio de la vivienda nunca baja, la idea es que luego la vendes y encima obtienes beneficios. Con esta breve reflexión podemos deducir que nuestro crecimiento económico no se basaba en nuestra habilidad para crear riqueza si no que el crecimiento económico se sostenía gracias a la deuda, justificada o alimentada por la especulación y el deseo de vivir a lo grande, era posible.

Parece que nadie veía la burbuja que se estaba formando o no querían verla, hasta que estallo en el año 2008 la crisis de las hipotecas subprime, que es básicamente una crisis financiera, por desconfianza crediticia generalizada. La cual conocemos actualmente como la Gran Recesión que es una brusca desaceleración económica en todas las economías occidentales.  
La crisis hipotecaria de 2008 se desató en el momento en que los inversores percibieron señales de alarma, como la elevación progresiva de los tipos de interés, el incremento natural de las cuotas de esta clase de créditos que hicieron aumentar la tasa de morosidad y el nivel de ejecuciones (lo que incorrectamente se conoce como embargo). La evidencia de que importantes entidades bancarias y grandes fondos de inversión tenían comprometidos sus activos en hipotecas de alto riesgo provocó una repentina contracción del crédito (fenómeno conocido técnicamente como credit crunch) y una enorme volatilidad de los valores bursátiles, generándose una espiral de desconfianza y pánico inversionista, y una repentina caída de las bolsas de valores de todo el mundo, debida, especialmente, a la falta de liquidez. Todo esto se vería reflejado con la quiebra de una de las principales entidades financieras de Estados Unidos, la famosa “Lehman Brothers”, a la cual le seguiría un gran número de entidades financieras de todo el mundo (por nuestra economía globalizada) provocando durante los primeros años de la crisis fusiones masivas de entidades financieras, nacionalizaciones bancarias y continuos rescates.

Este hecho provoca la explosión de la burbuja inmobiliaria española en el año 2008 con la brusca caída de la demanda y el exceso de oferta, ya que todos los inversores solo quieren vender, esto conllevo la caída del Euribor hipotecario y la quiebra de la mayoría de empresas relacionadas con el ladrillo que tuvieron que ofrecer como forma de pago su stock inmobiliario sobrevalorado.

Esto conllevo una restricción crediticia debido a la falta de liquidez de la entidades financieras y la desconfianza generalizada, pese a todo esto los precios de la vivienda apenas bajaron en comparación con otros países debido a la rigidez del mercado inmobiliario, ya que muchos bancos se habían convertido en inmobiliarias, pues sus activos estaba constituidos por un stock inmobiliario sobrevalorado que habían aceptado como forma de pago, que para poder liquidar ese stock debían de poner a precio postburbuja, que se reflejarían en sus balances como perdidas y dejarían ante sus inversores una maltrecha contabilidad. Por lo que mantuvieron los precios hinchados ayudando a sostener los precios de la vivienda, “este es el milagro de la banca Española”. Esto duraría hasta el 2011 donde la situación era insostenible, provocando una restructuración del sistema financiero, por lo que cajas de ahorro desaparecieron transformándose en bancos y fusionándose, se rescatarán un gran número de entidades financieras y una de ellas se nacionalizará como Bankia.


Con la quiebra de la industria del ladrillo, la restricción crediticia y la creciente inflación debido a la dependencia y encarecimiento energético, esto hace que incremente el IPC, que provoca el desplome del consumo, por lo consiguiente el PIB cayó más de un 4% y las empresas comenzaron hacer los famosos EREs (Expediente de regulación de empleo) que conllevo  un incremento del desempleo a tasas históricamente altas, de más del 26%. Colocando a nuestra economía en una de las peores de Europa, siendo la segunda con peor tasa de desempleo después de Grecia. Todo esto conllevo que la deuda pública se incrementara por lo consiguiente aumentaría nuestra prima de riesgo agravando mas nuestra deuda pública. Ante este panorama dantesco al gobierno no se le ocurre otra cosa para hacer frente a la deuda pública que la austeridad del sector público, reduciendo gastos, principalmente, con los recortes en sanidad y educación, incrementarán los impuestos como el IVA y llevará a cabo una nueva reforma del mercado laboral abaratando más aun los contratos y facilitando el despido, todo esto contribuyo a la disminución del consumo, y a la destrucción de PYMES y al empobrecimiento de la población Española especialmente de la clase media. Todas estas medidas logran  que en el año 2013 se estabilice la crisis Española, se llega al tope de la tasa de desempleo y se hace frente a la deuda pública, por lo que en el año 2013 toca fondo nuestra economía y solo puede mejorar de cara al 2014. 
**(volver a las graficas anteriores para ver los datos)**

  Llegado a este punto te preguntaras ¿Qué hicimos mal, como puede ser que de una situación de superávit pasemos a una situación de déficit total?, pues aquí entra el capricho de nuestros políticos que deciden no arriesgar votos y esperar que todo se arregle por intervención divina y es que me queda por nombrar brevemente otra de las principales causas de la crisis española, que aunque más subjetiva no es menos importante que es la crisis política, social e institucional que sufre este país debido a la pésima gestión, malversación, corrupción y robo de fondos públicos que a pesar de ser nuestro dinero (dinero de todos) parece que es dinero de nadie y poco nos importa, porque tras descubrirse los casos de corrupción lejos están de una justicia.  

Po lo consiguiente tenemos una serie de parásitos sociales que solo miran por sus intereses, que incapaz de tener éxito termina por enchufe en el mundo de la política y su gran afán por aferrarse a un cargo político, infestando todos los órganos con sus congéneres que entre ellos se aseguran total impunidad, cuando llegan a controla el estado distribuirá los fondos públicos según si son afines o no (clientelismo). Este chantaje se traspasa al mercado económico, donde el estado concede trato de favor a unas series de empresas a cambio de unas comisiones (Caso ERE, Caso Gürtel) o colocando a políticos en cargos directivos como Endesa o Gas Natural. Marginando al resto de empresas Españolas que son ahogadas por las deudas.

La realidad es que podríamos haber solventado la crisis de muchas otras formas, incluso me atrevo a decir que la crisis podría no haber sido tan grave si nuestros políticos tuvieran un poco de visión de futuro y mirasen mas por los intereses comunes y es que en vez de aumentar los impuestos en la crisis que conllevo la disminución del consumo debería de haber ofrecido trato de favor a las PYMES y facilitando el crédito a estas obligando a las entidades financieras intervenidas, los impuestos deberían de haberlos aumentado, en tiempos de bonanzas para disminuir la deuda pública o invertir en I+D+I, ya sea para desarrollar una independencia energética con energías renovables como la solar o en desarrollar un vector energético como el hidrogeno para sustituir al petróleo o una industria del conocimiento y la tecnología para hacer frente a la industria que debido a  la deslocalización no podemos competir en igualdad de condiciones.

Para concluir diré que pese al conformismo de nuestra sociedad actual y el abundante numero de sujetos pasivos, está próxima una revolución que librar y empezará en la mente de las personas inconformistas que quieran saber el por qué de las cosas. 

Espero que les sirva de ayuda para entender nuestro mundo. Un saludo. 
Enrique Galea Outón